Blogia
De Vere y Herri Gardens

BARTLEBY

BARTLEBY

Fatigaban sus paseos vespertinos a la orilla del mar con quejas sobre su situación; la isla es bella pero solitaria y, aparte de los embotellados mensajes que mandan de vez en cuando, no hay otra comunicación con el mundo exterior. Tristemente, repasan su vida sabiendo que ya hay poco lugar para los cambios, se dicen: - estamos hechos como somos y que hay cosas que, si no han pasado, es muy probable que nunca pasarán. Su vida se les representa caracterizada por la negación: célibes ágrafos mejor que jardineros.

Resignados ante las imposibilidades futuras, hoy les duelen especialmente las pasadas; echan de menos tantos recuerdos que no están, que serían dulces o melancólicos, apasionados o tortuosos, brillantes o culpables; pero siempre historias que acunarían, relatos que contarse; que nutrirían sus sueños tantas veces pesadamente funcionariales, sus ficciones.

Se miran, y la imagen que les devuelve este su espejo es la de Bartleby frente al muro.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

5 comentarios

Vere -

Bueno, reconozco que puede tener su parte de razón. No sé si se refiere a algo parecido a lo que este articulo propone: http://www.elpais.com/articulo/arte/Bartleby/arquitecto/elpepuculbab/20070310elpbabart_13/Tes
2 la dimensión estética de la sostenibilidad" y la contención frente a la voracidad de la sociedad de consumo. Pero es algo ajeno a lo literario.

Vere -

Que no Anarkasis, me niego a ver a Bartleby como una Santa María Goretti rediviva. Como dijo no sé quien, el descubrimiento de la novela -entre otros- es ´"la suspensión del juicio moral" o algo así, lo demás son añadidos. Placer entrar en tu página. Charles, es una alegría verte y, más acompañado de Valente. Vailima, un honor tener a la dueña de un blog de tanto éxito, enhorabuena, oye ¡ Aquí toico original eh! .-)
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

anarkasis -

algo va a pasar,
parece mentira que el relato de la vida de una acelga pueda dar para tanto y llegar a ser mas interesenta que otras actitudes llamadas "normales"

Estos neotextos moralizantes son realmente curiosos además de sabrosa lectura.
Antes como moralizante se ponía a Diógenes discutiendo con Alejandro, en el fondo era una pregunta: ¿que opción tomas de actitud ante la vida? Alejandro o Diógenes
¿ahora tenemos que elegir Bartleby y qué?

(joder me vuelvo a los textos griegos)

La nota da mucho juego, me ha gustado mucho estimados jardineros, muchísimas gracias, es un placer venir por aquí por si no lo había dicho antes.

Charles de Batz -

¿Poco lugar para los cambios?, ¿fin, muro?:

"QUEDAR
en lo que queda
después del fuego,
residuo, sola
raíz de lo cantable."

(J.A. Valente, “al dios del lugar”)

O eso, o un prefiriría no hacerlo.

Expléndida anotación.

Salud

Vailima -

bueno, bueno, habéis tardado pero ha merecido la pena, como siempre. Y si miráis por la ventana y dejáis de copiar ¿qué os gustaría ver? ¿por cuántas cosas daríais algo a cambio?
venga, venga, a responder. ah! vosotros primero...
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres