Blogia
De Vere y Herri Gardens

LA VERDADERA PERLA NEGRA ( I )

LA VERDADERA PERLA NEGRA  ( I )

            La mejor frase de Jack Sparrow  se produce fuera de plano: “Hal, te necesitamos”. J. Deep se encuentra tan metido en su personaje que imagina un disco de canciones de piratas, marinos y demás gente de mar, algo que se salga de la manida “Ron, ron, ron, la botella de ron”.

           

            Hal no es  otro que Hal Willner. Nadie mejor que él para cumplir esta tarea. Willner, lleva dos décadas haciendo discos de tributo, reuniendo a músicos de diferentes estilos y lugares, músicos mainstream con músicos marginales e independientes; su forma de producción es muy clásica, se limita a elegir los temas, a  los músicos de su gusto que cree más apropiados para el proyecto, decidir que tema va a interpretar cada cual o como mucho dar al intérprete a elegir entre tres o cuatro temas y, sobre todo, crear el clima propicio e implicar profundamente a todos los que forman parte de ese proyecto; el resultado es un menú al que no le falta nada; tiene sus entrantes, su primer suculento plato, su ración de carne, todo ello regado con los mejores vinos, y  un postre dulce acompañado de un buen aguardiente. Sus producciones van de discos como “The Carl Stalling Project”,  en el que crea una fascinante secuenciación de melodías, ritmos, diálogos y extravagantes sonidos procedentes de films realizados entre 1936 y 1958 con los temas del mejor compositor de cartoons de todos los tiempos, Carl Stalling, a la  caja de seis Cds con actuaciones de Lenny Bruce. Pero es, como decimos, reconocido principalmente por sus discos de tributo, de los que hasta hoy Willner había producido ocho:

            “Amarcord Nino Rota”  (1981), temas de N. Rota para películas de Fellini interpretadas fundamentalmente por  una extensa y excelente lista de músicos de jazz.

“That’s the Way I Feel Now. A Tribute to Thelonious Monk” (1984), 23 temas de Monk interpretados por músicos fundamentalmente de jazz, pero en el que ya incorpora algún músico de otros estilos.

            “Lost In The Stars. The music of Kurt Weill” (1985) y su continuación “September Songs. The music of Kurt Weill” (1997), realizando en estos una producción totalmente ecléctica en la que podemos encontrar  a Nick Cave dando vida  a Maquinavaja, Pirata Jenny por Lotte Lenya, la soprano Teresa Stratass, William S. Burroughs interpretando La opera de los tres peniques, 'What Keeps Mankind Alive?  por Tom Waits, Lou Reed en el tema que da nombre al primer disco, Elvis Costello, Betti Carter, Charlie Haden, Carla Bley, John Zorn, Marianne Faithfull, Sting…

            “Stay Awake. Interpretations of Music from Vintage Disney Films” 21 temas de la factoría Disney en el que Tom Waits reinterpreta “Heigh Ho” la marcha de los enanitos, Aaron Neville  la marcha de Mickey  Mouse, la preciosa  Someday My Prince Will Come es un poco maltratada por Sinead OConnor y Sun Ra deconstruye maravillosamente “El desfile de los elefantes rosas”, acompañados por excelentes músicos de jazz.

           “Weird Nightmare. Meditations on Mingus” (1992), quizás el más conceptual de sus trabajos y el para nosotros, hasta ahora, su mejor disco; sigue el eclecticismo, músicos de la vanguardia neoyorquina como Bill Frisell, Gary Lucas, Greg Cohen, Don Byron, Bobby Previte, Geri Allen; músicos de jazz “puro”, el rapero Chuck D (Public Enemy), Keith Richards (los tres temas en los que intervienen, son lo mejor del disco), Elvis Costello…, acompañados en casi todos los temas por Michael Blair que toca instrumentos caseros fabricados por Harry Partch.

           “Closed On Account of Rabies. Poems and Tales of Edgar Allan Poe” (1997) un doble CD que contiene poemas y cuentos de Poe, a veces recitados, como “El cuervo”, maravillosa interpretación la que hace el actor Christopher Walken,  “La máscara de la muerte roja” recitado por el también actor Gabriel Byrne o Diamanda Gàlas en “El gato Negro”, otras versionadas musicalmente, como hace Jeff Buckley con “Ulalume” o  Dr. John con “Berenice”.

            Y el último hasta este año “Stormy Weather. The music of Harold Arlen” (2003), tributo al famoso compositor musicales y bandas sonoras, inolvidables “Stormy Weather” o la preciosa “Over the Rainbow”.

            Este mismo año se ha editado también “Leonar Cohen. I’m Your Man”, la banda sonora del espectáculo del mismo título grabado en Brighton y Sydney. Nada podemos decir de este disco pues todavía no se encuentra en nuestro pais, pero estamos en ello, que también somos piratas modernos.

            Si el tributo a Harold Arlen  nos había dejado un poco fríos a pesar de contener alguna gema, Hal Willner ha retomado el vuelo, ¡y de qué manera!, ofreciéndonos la verdadera perla negra de “Piratas del Caribe”: “Rogue’s Gallery. Pirate Ballads, Sea songs & Chanteys” .

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

4 comentarios

Herri -

Demasiado dato para retener Vailima, lo entiendo, pero ya le teníamos ganas a Willner, y haciendo un disco como este, no podíamos dejar escapar la ocasión.

Vailima -

Reconozco mi ignorancia supina. Leo e intento retener cual lechuza aspirante a loro. No comento nada, entonces.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Herri -

Sin duda el tributo a Mingus es el más arriesgado, he conocido gente amante del jazz a la que le ha parecido una blasfemia y a otros que les encanta; yo creo que a Mingus le hubiera gustado, su espíritu sigue estando en el disco.
Sobre el de Leonard Cohen tiene página oficial http://www.leonardcohenimyourman.com/
El de Poe se ha llegado a usar en EEUU al modo que utilizaban con nosotros al Machado y Miguel Hernandez de Serrat, en clases de literatura.

Charles de Batz -

Sin duda el homenaje a Charles Mingus es uno de sus trabajos más arriegados, sobre todo por contar en él con un grupo de artistas de lo más variopinto. El resultado hay que oírlo para conocerlo.

Sabía lo de las canciones piratas -mis arrieros están a la espera de dar con ella para traermela-, pero del Coheniano Im Your Man no tenía ni idea. Bueno, tampoco sabía de la existencia del “Closed On Account of Rabies. Poems and Tales of Edgar Allan Poe". Tendré que actualizarme un poco.

De cualquier manera, sean bienvenidos desde el silencio quienes se siguen de tan variada y prodigiosa compaña.

Salud
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres